viernes, 23 de enero de 2009

Espías o trabajas

Ayer me di un paseo por Génova. No crean que me largué de fin de semana largo, a disfrutar de la cucina genovese con sus salsas aromáticas, no. Estuve en la sede del Partido Popular viendo los últimos abalorios promocionales o merchandising como diría mi señorito o propaganda como dicen los que no han leído a los Papas católicos ni a Goebbels.

Qué maravilla, que si una pipa con espejo para ver quien se acerca por la espalda, que si un ejemplar de La Razón con dos perforaciones a la altura de los ojos para mirar sin ser visto. Lo que más me gustó fue un pinganillo marca “Meseoye” modelo “Sshi, Sshi; guantufri, guantufri” con dedicatoria y alguna salivilla del propio Rajoy que me está encandilando.

Esta Esperancita… con la que ha liado con el fumar obligatorio y va ahora y cambia la línea de mecheros con la gaviota pintada, por útiles de adquisición de información, como el antiguo delegado del Gobierno en Ceuta lo llama en su memorándum. Por cierto, el gestor de ese plan, Luis Vicente Moro, fue condenado a dos años y dos meses de prisión, ochos años y un mes de inhabilitación y una multa de 10 meses a razón de 15 euros diarios por delitos de prevaricación, revelación de secretos e injurias, contra el presidente de la sección sexta, el juez Fernando Tesón que debió recibir una indemnización de Moro de 120.000 euros. Luego llegó el Supremo con las rebajas y se lo dejó en año y nueve meses de prisión y cuatro años de inhabilitación especial para empleo o cargo público y 30.000 euros. En 2005 ocupaba plaza en la Asamblea de Caja Madrid representando a la Comunidad y en 1996 fue Gobernador Civil de Palencia y en 1972 mereció la Encomienda de la Orden Imperial del Yugo y las Flechas. Esto no lo dice El País, lo he sacado de los apuntes del pelma, que hoy no se ha tomado la pastilla y está de los nervios con el asunto.

Yo en cambio, a lo mío, con mi transmisor en el oído para escuchar a Losantos que tiene un ataque de mutismo y no soy capaz de encontrarle. Menos mal que los chicos de las pulseritas y los Castellanos han salido en tropel para defenderse a sí mismos. PPons con sonrisita insidiosa acusando al PSOE y respondido por Zapatero ¡Qué falta nos haces Guerra para cagarte en sus muertos! El yerno del disfrazado de espía perpetuo Fabra, porqueyolovalgo Güemes, dice que es un bulo. Y así todos desfilando sin saber muy bien como les va a salpicar.

Claro, que ahora que lo pienso, quizá tengan fotos de Soraya en el interregno del traje de chaqueta de cheviot y los velos de seda negra, entre el pelo recogido y la melena Verónica, en ese viaje al centro de la nada en deshabillé. A lo mejor sale en el YouTube.

Pero no me digan que no mola tener tu propio sistema de seguridad.

-¿Quién es ese?
-Es mi contraespía, un cuñado que se ha quedado en paro por culpa de Zapatero.
-Pues dile que se siente con nosotros.
-Qué dices, no, que si no se nos pega también el espía y ese es primo del jefe. Y además tiene que recoger a los niños.

Pues eso, que mola un montón disponer de guardia pretoriana gratis porque pagan ustedes. A ver… ya se oye algo…, sí ya se oye a Federico. Está más azul de Prusia que nunca.

Como mola este pinganillo. ¿Tendrá de estos el PSOE?

2 comentarios:

ernesto51 dijo...

Chist¡¡¡ que no nos oiga el tío Leandro (xasi un susurro)...

crsh ¡ crash ¡ Aquí Anacleto, llamado a "peranza ag!, corto...

crsh`` crsahh, ".i .nacl-tom aqui "peranza ag" como va la vig.lancia?

Leandro, cuidadín que tienes un repeinao con gabardina detrás tuyo. Estos ya no saben ni a quien espiar; de momento al Güemes le han limpiado el Clínico para que no les protesten des de los pijamas verdes, así se va tranquilo, sin gritos ni pancartas. Supongo que la próxima visita será al Centro de Salud de Quintana, ese que han privatizado y desde entonces no hay un alma, vamos ni personal siquiera.

Uno que es un poco onocente piensa que a lo mejor con lo de este Espegate que se está montndo, jubilan a la Aguirre pero me temo que no. Por lo menos que la tengan que ingresar en La Paz y la den pasillo vips, Iluso que es uno.

Leandro María dijo...

La inmoralidad es tal que en su defensa dicen que era para espiar a los socialistas corruptos, fíjate, un delito de instrucción penal investigado parapolicialmente ¡la bomba! A ver en qué acaba esto de Espianza (sic) Aguirre.
Corto y cierro